La gente reserva su 2º aguinaldo para pagar deudas y comprar artículos importados

Televisores y otros equipos tecnológicos en un mercado de La Cancha. | Carlos López


Laura Manzaneda.
¿A qué destinará su segundo aguinaldo? En un sondeo realizado por Los Tiempos vía Internet al que respondieron 320 personas, el 45 por ciento indica que lo usará para pagar deudas y ahorrar; el 5 por ciento, para la compra de bienes de consumo (importados), y otro 5 por ciento, para viajar. Nadie habla de la inversión en un negocio o algo similar. Finalmente, 43 por ciento indica que no recibirá el beneficio.

Y aunque los porcentajes del sondeo no se suscriben a un rigor estadístico, permiten apreciar algunas tendencias del destino que se dará a este beneficio extraordinario.

Los analistas económicos Gonzalo Chávez, José Gabriel Espinoza y Alberto Bonadona coinciden en que, si bien no hay estudios serios que develen el destino del segundo aguinaldo, se sabe que van a la compra de bienes de consumo y pago de deudas.

El Instituto Boliviano de Comercio Exterior (IBCE) informa que la importación de artículos extranjeros sube en más de 30 por ciento en diciembre a diferencia de otros meses del año, aunque tampoco se observan claros efectos del doble aguinaldo.

El Gobierno declaró que el pago del beneficio dinamizará la economía por el poder adquisitivo de la población, pero esa afirmación es rechazada por el presidente de la Federación de Entidades Empresariales Privadas de Cochabamba (FEPC), Javier Bellot, quien indica que ese dinero sale del país, porque la gente compra productos importados.

La jefa de Estadísticas del IBCE, Jimena León, indica que las compras externas que el país realiza tienen su punto más bajo en junio, para luego subir y llegar a su pico más alto en diciembre (30 por ciento de incremento). Los productos con mayor demanda en los últimos tres meses del año son los materiales de construcción y ropa, que se incrementan casi un 50 por ciento; bebidas, 60 por ciento, y zapatos, 25 por ciento.

Por ello, para Chávez, una parte del doble aguinaldo se va al consumo de bienes y servicios y otra parte, al ahorro o a pagar deudas. “Este beneficio no se queda en el mercado interno, sino que se va a otras economías. Se reactiva la economía parcialmente, porque alrededor casi todo es importado hasta la papa y cebolla son peruanas”, indica.

En cambio, si el dinero se destina al ahorro, la economía se queda estancada; si se va a la compra de bienes, genera comercio, “por lo que la mayor parte del dinero se va a la compra de productos importados y en el intermedio hay quienes ganan por el efecto multiplicador”, explica.

Por su parte, Espinoza indica que no hay estudios serios del destino que hacen las familias del aguinaldo o doble aguinaldo, pero advierte que cada año se incrementa más el consumo de bienes importados: televisores, computadoras, celulares. “La industria nacional es básicamente alimentos y textiles, no tecnológicos. El doble aguinaldo se usa en tecnología, incluso mobiliario”, concluye Espinoza.

Para Bonadona, en tanto, el doble aguinaldo dinamiza la economía y un porcentaje va al comercio informal, el sector más favorecido. “Muchos no van a recibir el beneficio de manera directa, pero la gente va a comenzar a comprar y los objetos importados de línea blanca son los preferidos. Otros van a ahorrar. Entonces ese dinero no va al mercado”, explica.

Según datos preliminares del Instituto Nacional de Estadística (INE), las importaciones bolivianas en 2017 sumaron 9.288 millones de dólares frente a los 7.986 millones de las exportaciones. La balanza comercial es desfavorable para el país , por tercer año consecutivo, esta vez por 1.302 millones de dólares.

En cambio, el presidente de la Cámara de Comercio, Juan Carlos Vizcarra, indica que, según datos que tiene su entidad, el aguinaldo y doble aguinaldo son usados por la población para a compra de consumo, como electrodomésticos, que provienen del contrabando, por lo que ése es el sector que más se favorece. “Beneficia más al sector informal que no paga impuestos y no aporta al país”, indica.

70% DE ARTÍCULOS NAVIDEÑOS SON DEL EXTRANJERO

El 70 por ciento de los artículos navideños que se comercializan en Bolivia se importan de China, Francia y Estados Unidos. Entre estos productos, se encuentran los árboles de Navidad, partes de estos árboles, guirnaldas eléctricas y otros, indica un reporte del IBCE, con datos del INE.

En 2014, 2015 y 2016, se hicieron importaciones anuales por más de 10 millones de dólares. Sin embargo, en 2017 hubo una gran baja de este tipo de artículos, llegando a 5,8 millones de dólares a septiembre de este año. Cada año, se importan desde China más de 4 mil productos.

OPINIONES

“Es un ingreso extraordinario y se va a gastos de bienes duraderos: tecnología, televisores, incluso mobiliario. Cada año se incrementa el consumo de bienes importados”. José Gabriel Espinoza. Analista económico

“La gente va a comenzar a comprar. Otros van a ahorrar. Tanto el pequeño comercio informal como el gran importador de línea blanca van a tener ganancias”. Alberto Bonadona. Analista económico

“Con el doble aguinaldo estamos dando mayor capacidad de consumo a la población y eso beneficia a quienes ofrecen bienes y servicios, que son nuestros empresarios”. Mario Guillen. Ministro de Economía

OPINIÓN

Jimena León Céspedes. Estadísticas IBCE

“Los últimos meses del año se caracterizan por un mayor movimiento económico”

Los últimos meses de cada año se caracterizan por mayor movimiento económico que el resto de los meses, por las fiestas de fin de año.

Se demandan más productos de consumo, por el aumento de los ingresos de los trabajadores (bonos, aguinaldo, incluso un doble aguinaldo), que en su mayoría se destinan al gasto.

La tercera razón es la mayor demanda de industrias para abastecerse.

El aumento del movimiento económico se refleja también en las compras externas que el país realiza, y es que las importaciones tienen su punto de inflexión más bajo en junio, para luego empezar a ascender llegando a su pico más alto en diciembre, mes en que se importa hasta un 30 por ciento más que en junio. Concretamente, los últimos tres meses del año es cuando más crecen las importaciones.

Finalmente, un periodo con mayor dinamismo económico representa oportunidades que deben ser aprovechadas.

Es evidente que la demanda aumenta a fin de año y, por ende, la oferta también debe hacerlo. Si bien se hace a través de un aumento de las importaciones, es mucho más importante que la oferta se incremente por un aumento de la producción nacional, pero para ello las condiciones de mercado deben mejorar para lograr satisfacer la demanda interna y externa, que también crece a fin de año.

Fuente: Los Tiempos.