Inicio / Economía / Cae la rentabilidad en la banca y los niveles de mora tienden a subir

Cae la rentabilidad en la banca y los niveles de mora tienden a subir

La conferencia de los ejecutivos de Asoban, ayer en Santa Cruz. | Josué Hinojosa

Josué Hinojosa

La rentabilidad en el sistema financiero de Bolivia en la gestión 2019 creció a niveles inferiores en relación a los últimos seis años, mientras que la mora muestra una tendencia creciente que, según la Asociación de Bancos Privados de Bolivia (Asoban), debe ser mirada con atención. Sin embargo, esta institución ratificó la solidez de la banca y destacó su capacidad de resiliencia.

Un informe presentado por el secretario ejecutivo de Asoban, Nelson Villalobos, refleja que la rentabilidad del sistema financiero en 2019 creció en 13 por ciento; sin embargo, en 2014 y 2015, había crecido en 19,9 y 15,1 por ciento, respectivamente.

Villalobos explicó que los niveles de rentabilidad de 2019 son razonables y que tienen que ser preservados, por lo que es necesario revisar las normas que regulan las tasas de interés en sectores específicos, como los créditos productivos y de vivienda de interés social.
Informó además que Bolivia se encuentra entre los países con menor rentabilidad del sistema financiero de la región, solamente por encima de Honduras, El Salvador, Costa Rica y Nicaragua.

“Hoy el balance de los bancos es un tanto más riesgoso porque la banca se ha focalizado en la colocación de créditos a un determinado sector, un poco inducido por la regulación, por la norma; un sector que estamos viendo está presentando de repente unas tendencias en términos de mora que hay que mirar con atención”, dijo Villalobos.

Las cifras presentadas por el ejecutivo reflejan que la mora en créditos regulados a sectores productivos y vivienda de interés social tienen un crecimiento considerable, pues en 2017 era del 20 por ciento; en 2018 subió al 23 por ciento, y en 2019, al 29 por ciento. Sin embargo, la mora en sectores no regulados como el comercial, consumo, servicios e hipotecario (sin vivienda de interés social) se redujo: en 2017 era del 19 por ciento; en 2018 bajó al 8 por ciento, y en 2019, al 5 por ciento.

Según datos de la Autoridad de Supervisión del Sistema Financiero (ASFI), la cartera de créditos de la banca ascendió a 183.760 millones de bolivianos, mientras que la mora llegó a 3.456 millones, un equivalente al 1,9 por ciento. La ASFI ratificó el crecimiento de la mora en 2019, ya que en 2018 cerró con un 1,8 por ciento.

El economista Luis Fernando García considera que los créditos regulados, con tasas bajas, reducen la rentabilidad de la banca porque evitan un juego de oferta y demanda. Sin embargo, destacó que los bancos bajaron costos operativos y aumentaron sus carteras de clientes para revertir la situación.

Dijo que el crecimiento de la mora se debe a la ralentización del sistema económico, lo que genera un aumento en los niveles de iliquidez.

BANCA DESTACA DIGITALIZACIÓN

El secretario ejecutivo de Asoban, Nelson Villalobos, destacó las inversiones que realiza este sector con la finalidad de acortar distancias con el consumidor por medio de la banca digital. Señaló que los niveles de rentabilidad de la banca obedecen, en parte, a estas iniciativas.

“Creo que el desafío de la banca para este año va a ser el posesionar justamente la innovación y la banca digital entre el público consumidor financiero, lo que amerita un esfuerzo de difusión, concientización”, dijo.

Fuente: Los Tiempos.

Vea También

Correos activa plan de emergencia para entregar correspondencia urgente a domicilio

Las personas que deben recibir medicamentos o equipamiento de bioseguridad deben llenar un formulario por …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *