Inicio / Slider / Barclays estima en 3.600 millones el impacto para la banca si pierde el juicio del IRPH

Barclays estima en 3.600 millones el impacto para la banca si pierde el juicio del IRPH

La justicia europea dará a conocer el 3 de marzo la sentencia sobre la validez de este índice que llevó a centenares de hipotecados a demandar a sus bancos por considerarla abusiva

Sede del Tribunal de Justicia de la Unión Europea en Luxemburgo. JOHN THYS AFP/GETTY IMAGES

Barclays calcula unos 3.600 millones de euros el coste neto para la banca si el Tribunal de Justicia de la Unión Europea (TJUE) emite una sentencia en su contra en el juicio por el Índice de Referencia de Préstamos Hipotecarios (IRPH). La justicia europea dará a conocer el próximo 3 de marzo la sentencia definitiva sobre la validez de este índice que llevó a centenares de hipotecados a demandar a sus bancos por considerarla abusiva.

La estimación incluye la retroactividad y de euríbor a 12 meses como índice alternativo para calcular la compensación. En su opinión, se trata de un cálculo “realista” e inferior al que el consenso del mercado pronostica. De cumplirse, el impacto se absorbería a lo largo de los años a medida que los casos se resuelvan en los tribunales locales. Los analistas de Barclays no han sido los únicos en advertir del impacto económico que supondría el pago del coste del IRPH. La agencia Moody’s lo destacó este miércoles en sus perspectivas sobre el futuro del sector español. 

En cualquier caso, la hipótesis principal de Barclays es que la sentencia estará en línea con la dictada por el Tribunal Supremo en diciembre de 2017, siendo favorable para los bancos. Barclays ha apuntado que la esperada sentencia debería ayudar a despejar la incertidumbre que rodea a las entidades financieras españolas, eliminando el sobreendeudamiento y arrojando claridad sobre los dividendos y la remuneración al accionista.

El pasado mes de septiembre, el abogado general de la institución judicial europea, Maciej Szpunar, declaró que el IRPH debía estar sometido a tutela judicial para saber si es abusivo o no, porque el mero hecho de que sea un índice oficial no lo hace necesariamente transparente, tal y como argumentaban los bancos. El letrado polaco contradijo así la doctrina del Tribunal Supremo, que lo avaló en 2017 y declaró que la referenciación de una hipoteca a un tipo oficial como el IRPH no implica falta de transparencia ni abusividad. Esto supuso posicionarse también en contra de las tesis de la banca española, que reconoce una exposición al IRPH de 18.000 millones. Aunque se trata de una conclusión no vinculante de cara a la futura sentencia de marzo, en la mayoría de los casos el fallo de los jueces suele seguir la dirección marcada por los abogados generales.

Recientemente, el presidente de Bankia, José Ignacio Goirigolzarri, reconoció que una sentencia desfavorable del Tribunal de Justicia de la UE sobre el IRPH podría llevar a la entidad a volver a valorar el compromiso de la entidad con el reparto de 2.500 millones de euros en dividendos en el periodo 2018-2020. 

A su vez, la Audiencia Provincial de Vizcaya decidió en noviembre paralizar el procedimiento que juzga las hipotecas comercializadas por BBVA ligadas IRPH contra las que Asufin, asociación de afectados por productos financieros, presentó una demanda colectiva en el 2017, hasta que el TJUE se pronuncie definitivamente sobre este índice. La demanda colectiva de Asufin agrupaba a más de 250 familias que suscribieron hipotecadas ligadas al IRPH no solo con el actual BBVA, sino también con las cajas que después absorbió el banco, como Caixa Catalunya, Caixa Manresa o Caixa Tarragona.

Desde la plataforma de afectados por el IRPH en Gipuzkoa, donde hace más de seis años comenzaron la batalla judicial contra este índice, se muestran optimistas y esperan en una sentencia que devuelva el dinero a los demandantes. “La Comisión Europea y el Abogado General del TJUE han emitido opiniones favorables a las afectadas, y la vista oral fue bien. Además, la sentencia del Tribunal Supremo, favorable a la banca, contaba con el voto particular del ahora ex juez Orduña, que mantuvo la misma posición discordante en 4 sentencias sobre cláusulas suelo que el TJUE ha terminado tumbando”, aseguraron en un comunicado, que añadía: “Estamos preparadas. Solo necesitamos ese empujoncito desde Europa”.

Fuente: El Pais.

Vea También

Archivos electorales pertenecían a unidad “fachada ” de la Agetic

Funcionarios del centro de análisis de la información, que no trabajaban físicamente en la entidad, …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *