Inicio / Política / Demandan respeto a Constitución boliviana Senadores de EEUU piden a Morales no candidatear

Demandan respeto a Constitución boliviana Senadores de EEUU piden a Morales no candidatear

Congresistas estadounidenses temen que en Bolivia se establezca un “régimen ilegítimo e ilegal” similar al de Venezuela. El presidente Evo Morales quien gobierna Bolivia por 13 años consecutivos se habilitó como candidato en una cuarta gestión consecutiva.

ROBERT «BOB» MENÉNDEZ.
Un grupo bipartidista de senadores de Estados Unidos presentaron ayer una resolución legislativa que reclama al presidente de Bolivia, Evo Morales, que respete los límites de los mandatos presidenciales y no se presente a los comicios de su país el próximo mes de octubre.

“Bolivia se encamina a una dirección muy peligrosa, alineándose con regímenes ilegítimos e ilegales, incluido el de (Nicolás) Maduro en Venezuela. Es importante que todas las partes respeten la Constitución de Bolivia, que incluye límites de mandatos”, señaló el senador republicano Ted Cruz en un comunicado, según reporte de la agencia española Efe.

La resolución, liderada por el legislador demócrata Bob Menéndez, pide a las democracias latinoamericanas, incluyendo Bolivia, que respeten “las pacíficas transferencias regulares de poder a través de elecciones”.

Morales es el mandatario con más tiempo en el poder en la historia de Bolivia, desde 2006, y aspira a un cuarto mandato consecutivo hasta 2025, tras determinar el Tribunal Constitucional del país que tiene derecho a una reelección indefinida.

“Debemos tener un enfoque claro y coherente contra cualquier líder electo que intente extender su control del poder al eludir la propia Constitución de su país”, subrayó Menéndez, el miembro demócrata de mayor rango del Comité de Relaciones Internacionales del Senado estadounidense.

Por su parte, el senador demócrata Dick Durbin consideró que el gobierno de Evo Morales debe respetar los límites de mandato presidencial y “romper con el desacreditado modelo de líder vitalicio visto solo en los pocos estados fallidos de la región”.

En noviembre de 2017, el Tribunal Constitucional boliviano habilitó a Morales para la reelección considerando que tiene derecho a ser elegido y el pueblo a elegirlo frente a lo que establece la Carta Magna, que limita a dos los periodos de Gobierno seguidos.

Más tarde, el Tribunal Supremo Electoral de Bolivia concluyó que prevalecía ese fallo del Constitucional sobre la Carta Magna y un referéndum que negó a Morales la supresión de este límite.

El Constitucional ya autorizó para un tercer mandato a Morales, en el poder desde 2006, al entender que el primero no contaba porque el país se refundó en 2009 de República a Estado Plurinacional.

A pesar de estos fallos judiciales, la oposición argumenta que debe prevalecer la Constitución del país.

A lo largo de sus tres gestiones, el presidente Evo Morales, acusó a los distintos presidentes de Estados Unidos que gobernaron los últimos 13 años de ser un país intervencionista y cometer injerencia en los asuntos internos de Bolivia.

En sus constantes discursos, el mandatario boliviano emula la frase “Bolivia ya no es el patio trasero de Estados Unidos” y también afirmó que no se arrepiente de haber expulsado en 2008 al embajador de ese país, Philip Goldberg, a quien declaró “persona no grata”.

Desde Venezuela, el entonces presidente de ese país, el extinto Hugo Chávez, aplaudió la decisión de su aliado Morales, denunciando que “el imperio norteamericano es la más grande amenaza que tiene todo este planeta”.

Años después cuando Nicolás Maduro tomó el mando de Venezuela, Morales se convirtió en su principal aliado político en Sudamérica y a lo largo de los últimos años, junto a Cuba y Nicaragua, le ofreció su respaldo incondicional en contraste con el resto de los países de la región que exigen su renuncia para terminar con la crisis venezolana que provocó el éxodo de cientos de miles de venezolanos.

En Bolivia, toda la oposición política se unió para rechazar el apoyo que Morales de expresa a maduro a nombre de todo el país, rechazando que los bolivianos apoyen al régimen de Maduro.

El último pedido de los congresistas de Estados Unidos causó varias reacciones en el ámbito político boliviano. Mientras los líderes de la oposición expresaron su respaldo al pedido estadounidense, los oficialistas calificaron el mismo como un acto de injerencia a la política interna.

Finalmente, mientras se hizo pública la resolución del Congreso de Estados Unidos en Washington, el presidente Evo Morales emitía un discurso en defensa de la preservación de las lenguas indígenas del mundo.

Robert “Bob” Menéndez es un Senador “junior” del Partido Demócrata, representante del estado de Nueva Jersey y Richard Joseph Durbin, conocido como Dick Durbin es un político estadounidense, el Senador mayor por Illinois, afiliado al Partido Demócrata y fue elegido a la Cámara de Representantes de los Estados Unidos desde 1983.
Fuente: El Diario.

Vea También

Binominio del MAS exige fecha definitiva para elecciones y acuerdo con aval internacional

El candidato a la presidencia por el Movimiento Al Socialismo (MAS), Luis Arce. El candidato …