Inicio / Economía / Según estudio existe demanda insatisfecha en Bolivia Alto consumo en familias de alimentos importados

Según estudio existe demanda insatisfecha en Bolivia Alto consumo en familias de alimentos importados

La industria nacional compró 31 por ciento de las importaciones, equivalente a $us 151 millones • Entre 2006 y 2017 se triplicó el valor de importaciones de países vecinos.

PRODUCCIÓN INTERNA NO LOGRA SATISFACER NECESIDADES DE FAMILIAS BOLIVIANAS.
Los productos alimenticios que más se importaron durante la gestión 2017 estuvieron destinados en mayor proporción al consumo de las familias, mientras que casi un tercio de las compras fueron bienes intermedios de preparación industrial, tales como bebidas, concentrados de proteínas, condimentos, sazonadores, café, etc.

El valor de los productos importados fue el año pasado de 678 millones de dólares, de los cuales 151 millones estuvieron destinados al sector industrial de transformación, de acuerdo a un estudio divulgado por la Fundación Jubileo.

MOLINERÍA

En segunda posición se encuentra la importación de productos de molinería, como harina de trigo y malta, por más de 128 millones de dólares.

En comparación con la gestión 2016, el mayor incremento en el año 2017 fue en la importación de pescados, 30,1%; grasa y aceites animales o vegetales, 24,3%; y azúcar y artículos de confitería, 18,4%,

DIVERSIFICACIÓN

El proceso de diversificación económica está todavía pendiente en el país. Se importan aún alimentos como trigo y harina de trigo, los cuales sirven de materia prima e insumos para la industria nacional, estos productos están entre los principales con mayor valor de importación.

La importación de trigo (duro y para siembra) se incrementó desde 2006 hasta 2017 en el 39% y en 2017, respecto de 2016, fue del 16%.

La harina de trigo, que se constituye en el principal insumo para la industria de pastelería y panadería, entre 2006 y 2017, incrementó su valor de importación en 195%, y la variación entre lo importado en 2017, respecto a 2016, alcanzó a 13%.

SECTORES

La importación de alimentos tiene dos destinos, el consumo en los hogares y el empleo en la industria nacional de alimentos.

En el primer caso, la importación de alimentos para el consumo de los hogares supone que estos productos están cubriendo la demanda insatisfecha, que la producción nacional de alimentos no es capaz de producir. Entre 2006 y 2017, el incremento del valor de importación de estos productos fue del 277%, señaló la Fundación.

En cambio, la importación de alimentos destinados a la industria nacional fortalece a este sector y a la producción nacional, con insumos que permitirían su desarrollo. Entre 2006 y 2017, la subida del valor de los productos pertenecientes a esta división fue del 69%.

ANTECEDENTES

En la gestión 2002, del total del valor de las importaciones de alimentos, la participación de los destinados a la industria nacional fue 61%, porcentaje bastante superior a la participación de la importación de alimentos para el consumo en los hogares, cifra que ese año alcanzó al 39%.

En la gestión 2006, la participación de ambos destinos fue del 50%. A partir de ese año, el valor de la importación de alimentos para el consumo en los hogares se fue incrementando hasta llegar al 69% en la gestión 2017.

En cambio, desde hace una década, la participación del valor de materia prima para el sector, se fue reduciendo, hasta llegar al 31% en la gestión anterior.las importaciones de alimentos para la industria nacional, como

En el periodo 2002 a 2017 se ha invertido la estructura de participación de las importaciones de alimentos, según el destino de éstos.
Fuente: El Diario.

Vea También

Sin crédito recibido, la reactivación de BoA queda para la nueva gestión

Naves de Boliviana de Aviación en el aeropuerto Jorge Wilstermann. | Carlos López Laura Manzaneda …